De visita en Corrientes, Graciela Camaño reclamó que la AUH se discuta en el Congreso

2014. La diputada nacional del Frente Renovador encabezó una conferencia en la que brindó detalles del proyecto que propone el espacio de Sergio Massa para generar un mecanismo de actualización automática de la Asignación Universal por Hijo.

Acompañada por miembros de Encuentro Liberal (ELI), la pata local del Massismo, la diputada nacional Graciela Camaño brindó hoy una conferencia de prensa en el Hotel de Turismo en la que, tras proponer un interesante ejercicio de memoria, brindó detalles del proyecto que propone el exintendente de Tigre para generar un mecanismo de actualización automática de la Asignación Universal por Hijo (AUH). De paso, la legisladora fustigó al kirchnerismo por “exhibir como suya” una iniciativa que se gestó desde el movimiento sindical y por haberla implementado a través de un decreto y uno de una ley, como hubiera correspondido.

Célebre para los apolíticos por el cachetazo que le asestara a su par del kirchnerismo, Carlos Kunkel, cuando se discutía la ley de Presupuesto en 2010, Camaño tomó la palabra y repasó, mirando de reojo los apuntes de su tablet, los temas candentes de la actualidad; la AUH, la cuestión de los holdouts y la polémica ley de abastecimiento que el oficialismo nacional pretende os propuso.

“La paternidad de la AUH la tiene el Frente Nacional Contra la Pobreza (Frenapo), un movimiento social muy interesante que llevó adelante, en su momento, la CTA de Víctor De Genaro. Su programa era un seguro de empleo y formación para cada jefa o jefe de hogar desocupado, una asignación universal por mes por cada hija o hijo de hasta 18 años y otra para los mayores de 65 años que no percibieran jubilación ni pensión”, recordó. Y agregó: “No recuerdo a ningún legislador del Frente para la Victoria (FpV) tomando esa bandera, más bien lo hicieron los de la Coalición Cívica (CC)).

De paso, aclaró: “La primera vez que en Argentina se habló de la necesidad de que existieran planes sociales universales, fue durante el gobierno del doctor Eduardo Duhalde, del cual fui ministra de Trabajo”.

Ante un auditorio colmado, la legisladora reclamó que la AUH se transforme en una “política de Estado” y pidió acompañamiento en el Congreso de la Nación para el proyecto de Sergio Massa. “La iniciativa contempla una cláusula que gatillaría la actualización del beneficio de la misma forma que ocurre hoy con las jubilaciones”, precisó.

A diferencia del polémico índice de actualización adoptado por el Gobierno de los haberes jubilatorios, que toma como variable la recaudación tributaria y no los aumentos salariales de los activos o la inflación, el que proponen desde el massismo para ambas prestaciones tomaría

“El de las jubilaciones está atado a la recaudación y tiene un techo. Eso no puede ser, los derechos no pueden estar atados a un presupuesto. En todo caso hay que ver cómo distribuir los gastos – por ejemplo, haciendo menos propaganda- pero no se puede dejar de cumplir”, expresó Camaño ante la consulta de diarioepoca.com. “Nosotros estamos pensando en un índice que tome como referencia el que produce mensualmente la Secretaría de Seguridad Social del Ministerio de Trabajo de la Nación, que está vinculado con el salario de los trabajadores en actividad, que es el de Remuneración Imponible Promedio de los Trabajadores Estables (RIPTE)”.

Pero no es el único proyecto del espacio, atados a él aparecen otros dos: uno que contempla un mecanismo de actualización similar para el subsidio por desempleo y otro que busca favorecer la inserción de los jóvenes en el mercado laboral a través de un tutelaje social que alivianaría la carga que pagan hoy las empresas al tomar un empleado.

LOS FONDOS BUITRE

A tono con la posición de Sergio Massa, Camaño cuestionó la estrategia del Gobierno más allá de recordar que legisladores de su partido “viajaron a EEUU junto a miembros del oficialismo” para apoyar las gestiones que realizaba el kirchnerismo antes del fallo desfavorable de Griesa.

“Me permito recordar nosotros decidimos acompañar al oficialismo a EEUU, en sus gestiones para destrabar el tema de la deuda, cuando los demás partidos de oposición se negaron a hacerlo”, manifestó. “Nosotros vamos a hacer todo lo necesario, sin medir los costos políticos, para que este tremendo problema en el que está el Gobierno, por su impericia, se pueda solucionar”.

Fuente: diarioepoca.com